Todos sabemos que España es un país predominantemente inclinado a la compra de vivienda. Eso hace que una gran parte de los españoles, necesitemos acudir a préstamos hipotecarios para conseguir nuestro deseado hogar. Según datos del BCE en el 2013 el 83% de los españoles es propietario de la vivienda que habita mientras la media comunitaria era del 60%.

Como hemos podido comprobar en los últimos años, el negocio de los préstamos hipotecarios representa un valor importante en los activos de los bancos, así que tiene sentido que intenten proteger estos préstamos. Por eso es importante que conozcamos cómo funciona y para qué sirve un seguro de vida ligado a un préstamo hipotecario.

Qué es y para qué sirve un seguro de vida sobre una hipoteca

Lo primero que debes saber es que un seguro de vida ligado a una hipoteca no te protege a ti, protege al banco ante el impago de la deuda hipotecaria en caso de fallecimiento del titular, de forma que la hipoteca queda pagada.

 

En un primer momento puede parecer una gran ventaja para el banco, pero como decíamos antes, debemos recordar que en España el nivel de endeudamiento de las familias a causa de sus hipotecas es alto, y que en caso de fallecimiento, los herederos deben hacer frente a la deuda.

Sin duda, contar con este tipo de seguro es una gran ventaja, ya que la carga de ese préstamo, que puede ser un gran desembolso, desaparece. Todos hemos escuchado casos de gente que fallece y sus herederos deben vender la casa para hacer frente a la deuda, quedándose sin hogar y sin el dinero (y a veces hasta teniendo que endeudarse para pagar lo que falta).

Parece claro que, ante un gasto que se lleva tanto de nuestro presupuesto, es buena idea tener un seguro que nos cubra ante un problema. Pero hay muchas formas de hacerlo.

Con los tipos de interés bajos, los bancos obtienen rendimiento de las hipotecas con otros productos como los seguros

Normalmente, cuando vamos a solicitar una hipoteca al banco, estos nos ofrecen (o incluyen)otros productos o servicios con él. Un caso típico es el de los seguros de vida.

Sin embargo, aunque lo ofrezca el banco probablemente esta no es la mejor opción de seguro posible.

Hemos de tener en cuenta que para un banco lo interesante es la rentabilidad que obtiene por nuestra operación, en la que incluyen también otros productos accesorios: tarjetas y, sobre todo, seguros.

Qué diferencias hay entre el seguro del banco y otros

En principio, en cuanto a coberturas o servicios, ninguna. Pero sí hay una gran diferencia en cuanto a otro factor: EL PRECIO

Como el banco necesita mantener el nivel de rentabilidad del préstamo, es una práctica habitual que el precio del seguro por si solo sea muy superior al precio de mercado de un seguro de vida de esas características en una aseguradora. Esta diferencia puede ser de hasta 500€ al año

Según el estudio realizado por INESE y Global Actuarial, comparando 13 bancos y 15 aseguradoras, el precio de los mismos seguros ofrecidos por los bancos es un 30% más alto.

Una entidad bancaria no puede obligarte a contratar un seguro de vida con ellos.

Es probable que al leer este artículo ya tengas una hipoteca con un seguro con tu banco, conozcas a mucha gente que está en esta situación o estés pensando en adquirir una vivienda. Y muy probablemente pienses, equivocadamente, que ya no tiene arreglo

Al contrario de lo que mucha gente piensa, la Ley indica que no es obligatorio tener un seguro de vida asociado a tu hipoteca con el mismo banco que te la concede. De hecho, ni siquiera es obligatorio tener un seguro de vida asociado a tu hipoteca (aunque como hemos visto, sí es muy recomendable para no cargar con la deuda a nuestros herederos y que no puedan hacerle frente)

Estoy pensando en comprar una casa, ¿entonces con quién contrato mi seguro?

Evidentemente, no debes conformarte con la oferta de seguro que te haga el banco. Infórmate en aseguradoras y compara el precio entre el banco y estas otras.

Haz algunas cuentas para saber cuánto pagarías con una opción o la otra. Como veremos más adelante, aunque el banco advierta que de no contratarlo con él empeorará el diferencial de tu hipoteca y que aumentará el tipo de interés, no siempre eso significa que vayas a pagar más.

Ya tengo una hipoteca y el seguro con mi banco. ¿Qué puedo hacer ahora?

Puesto que no es un producto obligatorio, no tienes por qué tenerlo con tu banco. Puedes cambiar el seguro asociado a tu crédito hipotecario libremente y las veces que quieras.

Haz unos cuantos números para ver si tu situación es la mejor. Antes de nada, consulta precios de seguros de vida sobre hipotecas en una compañía de seguros de prestigio. Ten en cuenta que probablemente el capital a asegurar (el importe de tu hipoteca) no será pequeño, así que debes buscar una compañía solvente. Recuerda que no sólo debes guiarte por el precio, hay otros factores importantes a la hora de elegir un buen seguro (enlace otro contenido)

En segundo lugar, busca en las condiciones de tu préstamo o en tus recibos el importe de tu seguro con tu banco. Probablemente te sorprenderá la diferencia de importe

Recuerda  que el banco no puede obligarte a suscribir el seguro con él, de manera que tienes la opción de cancelar tu seguro con ellos y contratar con la aseguradora que mejores condiciones, servicio y seguridad te ofrezca.

Si cancelo el seguro del banco o lo contrato con otra entidad, cambian las condiciones de mi hipoteca

En muchas ocasiones, los bancos condicionan la contratación de productos accesorios (como tarjetas o seguros) a una mejora en las condiciones de los tipos de interés del préstamo.

Puede que pagues tanto por tu seguro con el banco, que aunque empeore el diferencial de tu préstamo, ahorres dinero.

Normalmente los préstamos hipotecarios están compuestos por un índice (casi siempre el EURIBOR) más un diferencial que impone el banco. Es lo que escuchamos normalmente al hablar de una hipoteca: EURIBOR +0,1, EURIBOR +0,3…

Casi siempre, el banco nos ofrece rebajar ese diferencial si vamos contratando productos con ellos, de modo que si los cancelamos, subiría el diferencial y pagaríamos más por nuestra hipoteca. Pero esto no siempre es así.

En muchas ocasiones, el precio del seguro es tan alto que, aunque se incremente el tipo de interés del préstamo, pagamos menos al cambiar nuestro seguro a una aseguradora.

Para ayudarte con los cálculos, hemos creado una sencilla herramienta que te dirá si te conviene cambiar tu seguro a otra entidad. Basta con que introduzcas algunos datos y nosotros haremos los cálculos.

¿Cuánto cuesta un seguro con MetLife?

Si tienes a mano el precio de tu seguro con tu banco o estás buscando hipoteca, te invitamos a comparar el precio con MetLife. Basta con tu edad y el capital de tu hipoteca.

Estamos seguros de que la diferencia te va a sorprender.

 

 

Posted: 12-07-2018