Desde pequeña, en mi familia he estado muy implicada con el tema de los coches, ya que mi padre y mi tío corrían por hobby en circuitos y a partir de ahí me empezó a llamar bastante la atención, mi madre y yo solíamos ir de vez en cuando a verlos. 

Un día se me antojo un coche de juguete, pero ya tenía muchos y mis padres me dijeron que cuando ahorrase me lo podría comprar yo. Estuve meses guardando todas las propinas hasta que por fin un día me lo pude comprar.

El juguete ya tiene años, pero hace un tiempo se lo deje a mi sobrino pequeño y sin querer rompió la puerta.

Tengo muchísimo aprecio a este juguete y por eso me gustaría que me lo arreglarais, para poder seguir teniéndolo muchos más años :)

Más historias aquí.

Posted: 09-08-2018